El desafío de comprar juguetes para el día del niño en el medio de la devaluación

Son días de incertidumbre, austeridad y cierta angustia para los argentinos ante la fuerte devaluación del peso que impactó de forma directa en los precios. Esta situación, además, llega justo en la semana previa al día del niño, en donde los más pudientes intentan comprarle un juguete a sus hijos, nietos, sobrinos o ahijados.

En una recorrida realizada por la RED92 por diferentes jugueterías del centro de La Plata, se pudo constatar un incremento de entre unos 300 a 400 pesos promedios en los juguetes en comparación a cómo se estaban vendiendo el sábado a última hora.

Los juegos de mesa, por ejemplo, oscilan entre los 1300 y los 3000 pesos de acuerdo a la complejidad, y hay artículos de primera marca que tienen mucha difusión en los canales infantiles que llegan a venderse hasta en los 7500 pesos.

Los autos o motos a batería que para la fecha de Reyes en enero se vendían entre 16 y 18 mil pesos, ya están en las jugueterías a no menos de 28 mil pesos.

Muchas personas, de todos modos, se encargan de hacer un esfuerzo y repartir gastos, apostando a los regalos más baratos y aún así financiarlos con el pago de tarjetas de crédito.