Elisa Carrió anunció que no será candidata a senadora

191

La diputada Elisa Carrió reapareció en forma explosiva. En una entrevista con un medio televisivo aseguró que no se peleó con Mauricio Macri, que lo va a apoyar en la campaña presidencial, anunció que no será candidata a senadora y fue durísima contra la ministra de Seguridad Patricia Bullrich, a quien comparó con el flamante mandatario brasileño Jair Bolsonaro.

“Tenemos que estar juntos frente a las elecciones que vienen. Vamos por la reelección del presidente Macri. La fórmula la decidirá él. Estamos bien porque tenemos todo acordado. No quiero ser senadora y ya se lo expliqué a Larreta”, lanzó Carrió.

La legisladora sostuvo que va a trabajar fuera del Congreso “en el tema humanista” y para “volver a la profesión”. La líder de la Coalición Cívica es abogada y se desempeñó durante muchos años en el ámbito privado. “Me gusta ser libre. Me jubilo el año que viene cuando gane Cambiemos, pero sigo suelta. Soy rutera”, comentó, entre risas, para luego volver a su estilo crítico.

Sobre las diferencias entre ella y el Presidente, negó un enfrentamiento con el mandatario. “Nunca me peleé con Macri. No tengo control sobre una charla y entonces es preferible no hablar. Es como lo que pasa con los maridos. Él ya me mandó saludos y nosotros tenemos una relación así”, especificó.

Luego, ponderó a dos exfuncionarios: Mario Quintana y Javier Iguacel. Y pidió que los dos vuelvan al Poder Ejecutivo. “Iguacel pagó las consecuencias de otras políticas. Tiene que volver. Es una gran persona y tiene un inmenso futuro político”, opinó.

A pesar de que intentó bajarle el tono a las internas dentro del oficialismo, la legisladora abrió otro frente político. Fue durísima con la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, criticó al ministro de la Producción, Dante Sica y le hizo una advertencia al encargado de Economía, Nicolás Dujovne.

“Le digo a Sica que se ponga los pantalones largos. Mucho no le debe costar porque viste que es petiso. Dujovne le pidió que baje el arancel del acero pero no pasó. Tiene que jugar para las Pymes pero no para las grandes corporaciones”, afirmó. Sobre el responsable del Palacio de Hacienda, le apuntó: “Que no quiera ampliar su territorio, nadie tiene que acaparar tanto poder”.

Pero con quien fue lapidaria fue con Bullrich. Carrió contó que hay una custodia de policías de la Federal a 70 metros de su casa y, según dijo, sospecha que la están espiando. “Me pusieron a la Policía para escucharme. Díganle a Patricia que no me escuche. Yo la quiero porque es honesta, pero hizo un acuerdo con (Sergio) Berni. Le da poder a una fuerza que no limpió. La conozco tanto, pero yo no quiero un Bolsonaro. Ahí no me van a encontrar”, concluyó.